Results tagged ‘ Chicago Cubs ’

El misterio de la Serie Mundial de 1908

El último título de los Cachorros de Chicago estuvo envuelto en la polémica

El último título de los Cachorros de Chicago estuvo envuelto en la polémica

Ricardo Montes de Oca

@RicardoEMontes

MIAMI — Mucho tiempo ha pasado desde que los Cachorros de Chicago alzaron su último trofeo de Serie Mundial, 107 años específicamente. Para ese momento Chicago era una dinastía, tras haber conseguido su segundo título al hilo en su tercera aparición seguida en el Clásico de Otoño.

A partir de allí el equipo alcanzó la Serie Mundial en siete ocasiones, perdiéndolas todas. La última vez fue en 1945, cuando cayó contra los Tigres de Detroit en medio del famoso incidente que dio inicio a la “Maldición de la cabra”. Billy Sianis, un aficionado, llegó al Wrigley Field con la intención de asistir al cuarto juego de la serie, pero se le negó la entrada a su inusual mascota porque aparentemente olía mal. Al perder los Cachorros en siete juegos, Stanis dijo: “¿Quién apesta ahora?” y maldijo al equipo al proclamar que no llegaría nuevamente a una Serie Mundial. Hasta ahora no lo ha hecho.

Son pocos los que presenciaron la coronación, 6.210 para ser exactos, siendo el juego de menor presencia de aficionados en la historia de esa instancia. Sin embargo, los Cachorros no debieron haber llegado a la instancia final.

En ese momento el campeonato estaba conformado por 16 equipos, ocho en cada liga. El que finalizara primero en cada una se enfrentaba en la Serie Mundial. Siendo los Cachorros y los Tigres los protagonistas por segunda campaña seguida.

Pero el título de la Nacional se vio en vuelto en la polémica. El 23 de septiembre los Cachorros visitaron el Polo Grounds para enfrentar a los Gigantes de Nueva York y definir al campeón del viejo circuito.

Se presentó un duelo de lanzadores protagonizado por Christy Matthewson, quien llegaba con 37 victorias, por los de casa, mientras que el ganador de 29 juegos Mordecai “Tres dedos” Brown hizo lo propio por Chicago. En la novena entrada y con el encuentro empatado a una carrera, los Gigantes montaron amenaza con hombre en primera y tercera con dos outs.

Al Bridwell llegó al plato para conectar un sencillo al jardín central que impulsaba al hombre de tercera, lo que significaba dejar a los Cachorros en el terreno y avanzar a la Serie Mundial. En medio de la algarabía y las celebraciones en el terreno, el mánager de los Cachorros Frank Chance, se percató que el corredor de primera Moose McCormick nunca alcanzó la segunda almohadilla con el batazo.Chance ordenó a sus muchachos lanzar a segunda base para sacar el out, pero la bola original había sido arrojada a las gradas. Utilizaron otra bola y efectivamente el árbitro decretó el out para volver al empate.

El encuentro se postergó para otro día tras caer la noche (en esos tiempos no existían las luces en los estadios). El ocho de octubre se reanudó el juego y ganaron los Cachorros, que posteriormente se llevaron el título. Su último hasta entonces.

 Equipo turbulento

Los que piensan que Carlos Zambrano ha sido el jugador más problemático que han tenido los Cachorros, es porque no conocen a Heinie Zimmerman.

No todo fue felicidad en el equipo campeón de 1908, todo lo contrario. Tras una derrota contra los Piratas, el vestuario se convirtió en una batalla campal.

El jardinero Jimmy Sheckard le lanzó un objeto al segunda base Zimmerman como respuesta a los insultos recibidos, éste respondió a su vez lanzándole una botella de amoníaco que rompió al chocar con su frente produciéndole ceguera temporal. En medio del altercado, el mánager Chance intentó detener al polémico pelotero, quien empezó a atacar a su timonel hasta que llegó el resto de los jugadores a auxiliarlo.Zimmerman terminó hospitalizado por la paliza que recibió de sus compañeros.

A pesar del altercado, Zimmerman se mantuvo con el equipo hasta que fue cambiado en 1916, para que luego terminara su carrera por una suspensión de por vida del juego por arreglo de partidos.

El curioso caso de Andre Dawson y su contrato en blanco

alg-cubs-andre-dawson-jpg

Estará subastando gran parte de sus recuerdos dentro del béisbol

@ricardoemontes

MIAMI.-

El miembro del Salón de la Fama Andre Dawson, jugó para los Expos de Montreal, Cachorros de Chicago, Medias Rojas de Boston y vistió la camiseta de los Marlins de, para entonces, Florida, por las dos últimas temporadas de sus 21 años de carrera. Dejó promedio de bateo de .279 con 438 jonrones y 2774 imparables, y ganó el premio Novato del Año en su primera temporada completa en 1977, participó en ocho Juegos de Estrellas y fue galardonado como el Jugador Más Valioso de la Liga Nacional en 1987.

Dawson protagonizó con los Cachorros de Chicago uno de los episodios más curiosos en lo que respecta a contratos, cuando antes de la temporada del 87 él le ofreció al equipo un contrato en blanco, restándole importancia al monto por el cual fuera firmado. Sólo quería jugar con Chicago.

A sus 31 años y luego de 11 temporadas en Montreal, Dawson comenzó a sufrir problemas en sus rodillas y la grama artificial del Olympic Stadium estaba haciéndole daño, por lo que decidió salir de allá. Se inclinó por los Cachorros, porque además de contar con grama real, él quería jugar la mayoría de sus partidos de día. Para entonces, no estaban instaladas luces en el Wrigley Field que le permitieran jugar de noche. El primer juego nocturno se jugó en 1988.

Cuando la gerencia de los Cachorros empezó negociaciones con Dawson, ya el jugador tenía decidido dónde iba a firmar, por lo que antes de un viaje a Miami, le dejó al equipo un contrato en blanco, el cual fue llenado finalmente por la cifra de 500.000 dólares, que luego se convirtieron en 700.000 con bonos. Según baseball reference, en la actualidad el contrato tendría un valor de 1.45.155 $

Dawson ganó el premio al Jugador Más Valioso en esa temporada con los Cachorros con promedio .287 con 49 jonrones y 137 impulsadas.

Venta de recuerdos

No es conocido que Andre Dawson esté en bancarrota, pero por algún motivo desconocido “El Halcón” estuvo subastando gran parte de su memorabilia, como su premio de JMV del 87, el Guante de Oro de 1982, la última bola que conectó de jonrón, la pelota que conectó para completar el ciclo en 1987, entre otros.

Los objetos más importantes fueron subastados el 31 de julio en el Muvico 18 Theater en Rosemont, Illinois, mientras que los demás están disponibles en la página http://www.GoldinAuction.com.

¿Qué dejó el Opening Day?

 

op

Photo Credit: The Star-Ledger

MIAMI.- Oohh el día inaugural… Ese hermoso día en el que los fanáticos de los treinta equipos sueñan con ver a su equipo batallando con levantar un objeto en octubre, que los acredita como la mejor escuadra de la temporada e inmortalizará a todos sus jugadores como los ganadores de la Serie Mundial.

Sí, incluso los Cubs sueñan con lograrlo nuevamente luego de una sequía que comenzó luego del año 1908.

Este Opening Day nos dejó cosas interesantes que analizar, como por ejemplo la frecuencia en la que se utilizó la nueva regla impuesta por la Major League Baseball, la que incluye los desafíos de cada manager para retar una decisión de algun umpire y la cual será revisada mediante repeticiones.

revision

Photo: Gene Puskar/AP

Los Cachorros de Chicago fueron los primeros en estrenar los desafíos, cuando su nuevo manager Rick Rentería se atrevió a desafiar la decisión del umpire, que decretaba out en primera de Jeff Samardzija. Luego de revisar, la decisión fue dejada como out.

No cambió la jugada, pero lo que si cambió fue un aspecto del beisbol, en el cual los llamados “conservadores” del deporte querían preservar a todo costo; el factor error.

Entiendo perfectamente que el factor humano es parte del deporte pero ¿ por qué no mejorar si existe la tecnología para ello? Son de esas cosas en las cuales nunca entenderé a un conservador… o a un “Sabermétrico” pero eso es cosa de otra momento.

Vimos como un deporte puede llegar a rozar con la poesía; describiendo un drama que parece irreal a los ojos del hombre, o en este caso deporte, común.

Alex González se unió a los Tigres de Detroit hace pocos días con posibilidad de incluso comenzar en las ligas menores, luego vino la lesión de José Iglesias y boom! Derrepente está conectando el hit ganador en el día inaugural para su nuevo equipo y apoderado de la posición de campocorto titular.

a gon

Photo: Leon Halip/Getty Images

Cambiamos de canal y vemos a un Francisco “El Kid” Rodríguez con la camiseta de los Cerveceros de Milwaukee Salvando el juego 305 de su carrera y ubicarse en solitario en el puesto 15 de todos los tiempos.

Volvemos a voltear la cabeza hacia otro estadio y observamos al cubano sensación José Fernández (No, no es Yasiel Puig) lanzando un juego estelar que llena de esperanzas a los fanáticos de los Marlins. Y Además lo hace casi a casa llena. Digo casi porque para el beisbol de South Beach un “Casi lleno” es más que un éxito.

Para cerrar la noche vemos a un pelotero en el que su entrega, optimismo, dedicación y perseverancia rinden sus frutos cuando los Mets de Nueva York firman al “Comedulce” de Venezuela, Bob Abreu firmar un contrato de Liga menor.

Grady Sizemore regresó a las mayores conectando de 4-2 con cuadrangular incluído. Nada mal para un pelotero que no veía un turno en la gran carpa desde  la campaña del 2011¿no?

Vimos a Nelson Cruz despachar su primer cuadrangular con su nuevo equipo, Los Orioles de Baltimore, luego de la difícil campaña del año anterior que incluyó suspensión por uso de sustancias prohibidas.

Y si hablamos de eso vimos el regreso del polémico Ryan Braun, quien fue aplaudido en el Miller Park de Milwaukee. Suerte que no le acompañara en los siguientes estadios que visite, en donde téngalo por seguro será abucheado.

Sólo pasan estas situaciones en el “Opening Day”, 30 equipos con aspiraciones gigantes, pero que tan sólo uno podrá cumplirlas.

Así es, comenzó la hermosa locura del deporte más impredecible que hay sobre la faz de la tierra.

Comenzó el Beisbol!